18 sep. 2010

Sin título

Durante años has estado a mi lado sin saberlo
hablándome confusamente
en el idioma de las palabras simples.

Has vivido al otro lado de mi piel,
justo dentro de mí,
acurrucada en mi boca muda, que no supo decirte ni una palabra.

Intenté que no borrases los versos
que, acariciando mi cabello invisible, escribías
para detallar todo aquello que mis ojos veían tras de ti.

Te quedaste huérfana de todo
al navegar en el blanco océano del papel inmaculado.

Quizás ahora mi sonrisa ejerza de faro
que te devuelva a tu orilla, y no se suiciden las gárgolas
por el miedo a que hullas de mí,
para viajar al lugar encantado en donde se unen nuestras almas.

Quisiste decirme un te quiero, o un no te quiero
pero son duras las palabras detrás del pecho
cuando se respira inmortal con un nombre
que no se sabe pronunciar.

Mareaxe.

2 Comentarios:

CORAZÓN VERDE dijo...

¿Ves como el oficio de poeta no ha muerto?

ichokozak dijo...

Huefanos frente al inamculado blanco del papel, es una buena manera de comenzar.
Un saludo

Publicar un comentario

OBRAS RECIENTES

Blogger TemplatesRecent Posts Widget for Blogger
Planeta de Escritores 2010

Planeta de Escritores 2010